El milmillonario fraude de las llamadas Notas Estructuradas tiene su génesis en Venezuela en una historia de amistades y complicidades entre las principales figuras de la trama.

La historia inicia luego de la salida de Leonardo González Dellán del Banco Industrial de Venezuela (BIV), quien ha sido acusado como testaferro de Alejandro Andrade por el Departamento de Estado de Estados Unidos, participando en el lavado de activos por el orden de 2.400 millones de dólares. a Unidad de Investigación de Al Jazeera tuvo acceso a una filtración de documentos que revelan que casi 2,500 personas pagaron para convertirse en ciudadanos chipriotas entre 2017 y 2019. En el caso de Venezuela, el único que aparece es Leonardo González Dellán, quien fue sancionado por Estados Unidos el 8 de enero de 2019 (cuatro días después de la aprobación de su pasaporte dorado). Previamente rumores aseguraban que González se hallaba supuestamente en Londres, donde buscaba la nacionalidad británica.

Leonardo González es hermano de Eudoro Antonio González Dellán, hijos ambos del dirigente y exsenador por el partido socialcristiano Copei, Eudoro González.

Eudoro ha sido diputado suplente a la Asamblea Nacional de Venezuela en representación del estado Anzoátegui, electo en las listas de la coalición de partidos de la oposición Mesa de la Unidad Democrática (MUD), por el partido Primero Justicia.

Pero volviendo al tema de Leonardo González Dellán, éste salió del BIV de capa caída, y gracias a sus relaciones con Alejandro Andrade y Claudia Patricia Díaz Guillén, cuando estos ocuparon la tesorería nacional de Venezuela, Dellán logró participar en el negocio de las Notas Estructuradas. González pudo acercarse a Andrade a través de Raquel Bernal “La Barbie”.

Bernal participó en el Miss Venezuela 1991 en representación del estado Mérida, pero se retiró antes de celebrarse el certamen. Fue esposa del expresidente de la Bolsa de Valores de Caracas, Víctor Flores, y compañera sentimental del animador Guillermo “Fantástico” González. Se le vinculó sentimentalmente con el cantante puertorriqueño Luis Fonsi, el general chavista Víctor Cruz Weffer, el exministro de Defensa Raúl Isaías Baduel, el expresidente del Banco Industrial Alejandro González y con el expresidente Hugo Chávez.

Leonardo González Dellán logró hacer mucho dinero con Alejandro Andrade, luego que ambos fueron puestos en contacto por Bernal. Pese al limitado conocimiento financiero de Bernal, ésta también logró hacer una fortuna, pero a la larga Dellán y Andrade terminaron por desprenderse de “La Barbie”, cuyo exesposo, Víctor Flores, mediante la empresa ABIMELCA, también participó del festín financiero.

Hoy Andrade cumple condena por lavado de dinero en una prisión de Estados Unidos, donde esperaría una reducción de su pena, dedicándose al culto evangélico, como “apóstol” y pastor.

La estrategia detrás del negocio de las Notas Estructuradas se basaba en el diferencial del dólar preferencial, realizando compras a precio de dólar preferencial y ventas a dólar libre. El negocio movía tantos dólares que pudiera decirse, controlaban el mercado negro de divisas en Caracas. Había además un arreglo de Andrade con algunos de los intermediarios en esas negociaciones para compartir las ganancias en una relación de 60% de las ganancias para Andrade y el restante 40% para los intermediarios.

En la lista de los participantes del festín de las Notas Estructuradas estuvo no solo Víctor Flores, sino también Víctor Vargas Irausquín (BOD) y los hermanos Leopoldo Castillo Bozo y Gabriel Castillo Bozo, mediante su Grupo Banvalor. Uno de los hermanos Castillo nunca ocultó su devoción amorosa hacia Raquel Bernal, al mismo tiempo que hacían juntos grandes negocios.

Otro de los participantes en el negocio de las Notas Estructuradas fue Gustavo Mirabal Castro, hoy propietario del centro de entrenamiento ecuestre G&C Farm, ubicado en Florida, Estados Unidos, y extendido a principios de 2015 hacia España. Mirabal es presidente y vicepresidente de Farm G&C Inc., y gerente de la empresa Wellington Property Holding LLC, de acuerdo con bases de datos internacionales. Gustavo Mirabal es hijo del antiguo dirigente de Acción Democrática, ex ministro de Fomento y ex gobernador del estado Miranda, Gustavo Mirabal Bustillos. Tiene varios caballos inscritos en la Federación Venezolana de Deportes Ecuestres. Integra la firma de abogados Mirabal & Asociados, domiciliada en Caracas.

Gustavo Mirabal, quien siempre ha sido amante de los deportes ecuestres, desarrolló una amistad tal con Andrade, que fue Mirabal quien introdujo al hijo del extesorero, Emanuel Andrade, en el mundo de la equitación y el salto ecuestre, llevándolo a competir a torneos internacionales y a representar a Venezuela en Juegos Centroamericanos y del Caribe.

 

Fuente: Reporte de la Economía